Analfabetismo Científico-Técnico

Existe en nuestras sociedades un alto grado de analfabetismo científico y técnico, aun sabiendo que la ciencia y la técnica son el núcleo y motor de la cultura moderna. Hoy en día hay gente que aún cree que el sol gira al rededor de la tierra; no muchos saben que el hombre primitivo no convivió con los dinosaurios; incluso no mucha gente sabe que la astrología no es una ciencia; y la gran mayoría cree que los antibióticos destruyen los virus.

¿A qué se debe esta ignorancia, en algunos casos creciente? Al parecer hay múltiples causas, una de las principales es que en casi todos los países, la enseñanza de la ciencia y de la técnica ocupa un lugar secundario. Por ejemplo en las escuelas primarias y secundarias del mundo hispánico se concede mucha más importancia a los nombres de las carabelas de Colón, y a los episodios militares, que al teorema de Pitágoras, el principio de Arquímedes o a la teoría de la evolución. No en vano los planes de estudio han sido preparados por pedagogos bajo la presión de políticos y abogados, no por científicos o ingenieros.

Otra causa es que, una vez terminados sus estudios secundarios, casi todos los jóvenes se emplean (cuando tienen suerte) en trabajos que no exigen muchos conocimientos científico-técnicos. Esto ocurre particularmente en la sociedades preindustriales. Pero también ocurre en medida creciente en los países industrializados, donde se está ensanchando el foso que separa la élite especializada de la masa sin oficio.

Y así podemos seguir nombrando las causas -las cuales todas son importantes para poder identificar el problema y buscar soluciones- como una mala enseñanza didáctica impartida por los profesores que no conocen completamente del tema; analfabetismo científico-técnico por motivos ideológicos, por ejemplo suelen ser temas tabú: La biología evolucionista no puede enseñarse allí donde dominan los integristas, así como las ciencias sociales son mal miradas en las dictaduras militares, sobre todo en los países eufemísticamente llamados "en vías de desarrollo", tanto la extrema derecha como la extrema izquierda suelen condenar lo que llaman "cientificismo".

Otros factores son la pobreza, ausencia de laboratorios y talleres en las escuelas primarias y medias; la mala calidad de los medios de comunicación de masas, que mayormente su función es entretener mas no educar, y es precisamente por esta última razón que este blog ha sido creado, el de compartir el conocimiento y buscar respuesta a algunas de las interrogantes que nos acosa diariamente a los millones de personas que habitamos este planeta.

Una contribución más a este enorme espacio de información que va y viene llamado internet.